15 abr. 2010

Un Caracol asturiano en México y su rastro de luz

María Citlaly y Caracol

Caracol está enamorado de una estatua del jardín, y aunque es un fiel enamorado, ha viajado desde Asturias a México para dejarse conocer por unos niños muy pequeños que serán muy grandes porque gracias a su maestra, la educadora queretana Juana Cruz, ingresan a las primeras letras por la puerta de la poesía.

Todos hicieron su Caracol

La Editorial Pintar-Pintar ayudó a Caracol a hacer su viaje desde Asturias a México. Un bello libro ilustrado por Elena Fernández es portador de la riquísima poesía que Aurelio González Ovies dirige a los niños. Y ya en el aula de la Escuela Preescolar Lauro Aguirre de San Juan del Río, los pequeños ingresaron de inmediato en la mágica atmósfera de este cuento-poema que habla del amor y la constancia que caben en el pecho de esta criatura  que se arrastra sobre el estómago.

Arath Daniel sabe que a Caracol le gusta conquistar alturas

La magia llama a la magia y los poetas y los niños se entienden bien. Al conocer Aurelio González Ovies todo lo que ha pasado con Caracol, los niños, los papás y la maestra, les ha enviado a través de un mensaje electrónico palabras que son... otro poema:


"Hoy me ha mandado Ester unas fotos con los niños y los papás leyendo Caracol, 
e incluso con los dibujos. Me han parecido las imágenes 
más poéticas que el cuento mismo. 
Dales las gracias de mi parte, y un besito para todos, diles que ellos sí dejan en mí 
un rastro de luz que me hace seguir escribiendo. 
Y que ojala nunca pierdan la estela de las cosas hermosas y verdaderas. 
Gracias siempre a ellos y a la maestra que les guía.
Un fuerte abrazo desde Asturias. Aurelio
"


 Juana Cruz hizo posible el encuentro de los niños queretanos con Caracol