3 jul. 2008

Alfonso Reyes y el rey Minos, en el centenario del hallazgo del Disco de Festos: 3 de julio 1908 - 3 de julio 2008




"Pero Minos ha comenzado a descubrir su secreto y, todo secreto que empieza a revelarse tiende a difundirse del todo. Esperemos".
(Alfonso Reyes, 20 de abril de 1954)


En 1954, en el suplemento México en la Cultura del periódico Novedades (No. 268, páginas 1-2), Alfonso Reyes publicó el artículo El secreto de Minos. En él da cuenta del descubrimiento de las tablillas de Knossos y Pilos y de la aventura de desciframiento emprendida por Michael Ventris, el arquitecto inglés que a los 13 años se prometió descifrar la escritura que Sir Arthur Evans presentó en una conferencia como un enigma que lo acosaba.

Michael Ventris (1922-1956)

Hace ya medio siglo, Reyes difundía la hazaña de Ventris, señalando sus importantes implicaciones:

"Si efectivamente Michael Ventris, el joven arquitecto inglés, ha acertado en el desciframiento de las inscripciones cretenses como ahora acabo de anunciarlo, habremos presenciado el más importante descubrimiento arqueológico de este siglo, comparable a los de Schliemann durante el siglo pasado -en torno a Troya y a Micenas-, y pronto veremos transformarse la interpretación de la protohistoria egea, como se transformó la interpretación del mundo egipcio cuando, bajo Napoleón Bonaparte, apareció la Piedra Roseta".

Hace ya medio siglo, Reyes quizá un poco nostálgico -él, filoheleno, como Adriano- admitía que "hasta hoy, no se han encontrado todavía cartas ni textos literarios. Como siempre se supuso, los documentos se refieren más bien a listas e inventarios. Las incisiones en la arcilla muestran frecuentemente imágenes elementales de copas, urnas, carros, trípodes, junto a signos numerales y silábicos".

La espera de Reyes, o su esperanza, -que es la nuestra, pues nos la legó- hallan en la nueva interpretación de los textos micénicos de Enriqueta y Tina Martinotti un entusiasmo en el sentido griego: la posesión divina, la inundación del dios de los sentidos que podría experimentar quien descubriera, intacta, clara, legible... la biblioteca del rey Minos..:

"Nuestra Nueva interpretación de las tablillas micénicas, presenta una nueva metodología de traducción, más satisfactoria a nuestros ojos. Utilizando sólo un vocabulario restringido, hemos podido traducir 89 tablillas. Esas nuevas traducciones, de las cuales dos han sido ya publicadas (...) muestran que esas tablillas no son listas administrativas, sino textos cultuales donde el proceso ritual está ligado a los mitos constituidos y a la práctica de una religión mágica supersticiosa (lo que se encuentra confirmado por las evidencias arqueológicas)." www.mycenien.info

Estamos hablando de la escritura lineal B. La llamada escritura lineal A no ha sido descifrada, como tampoco un tercer tipo, antecesor de las anteriores, que es jeroglífico.

Como tampoco el espiral, turbador mensaje del Disco de Festos.

Cien años de su hallazgo: 3 de julio 1908 - 3 de julio 2008