10 jun. 2018

El signo de la vida. MGE en DIRECTO



En mi novela El disco del cielo, sigo las aventuras del arquitecto Dédalo en su huida desde Creta, perseguido por el rey Minos, y lo hago llegar a Egipto, donde se maravillará ante el laberinto de Hawara, construcción portentosa que a decir de las antiguas crónicas, tenía 3 mil habitaciones, 1500  subterráneas. ¿Con qué propósito? Descubrirlo le lleva a Dédalo meditar sobre el signo egipcio de la vida, llamado ankh y que cifra un mensaje que la antigüedad hizo llegar hasta nosotros como un poderoso recurso de renacimiento espiritual que podemos -si queremos- utilizar en nuestras vidas.