5 mar. 2014

El disco de Troya en Gente Nueva propone y el lector dispone

Ilustración interior de El Disco de Troya (C) Nelson Ponce Sánchez


Cuba - Feria Internacional del Libro, XXIII

Gente Nueva propone… y el lector dispone

La editorial Gente Nueva trae toda una gama de títulos que deja a disposición de sus lectores... Enrique Pérez Díaz

17/02/2014


Cada año, la Feria Internacional del Libro de La Habana y luego en provincias, representa un reto enorme para la veterana de las editoriales cubanas que trabajan para las primeras edades. Cuando la producción del año anterior se hace real con la salida masiva de numerosos libros de la poligrafía, comienza un proceso de promoción de algo más de un centenar de obras, en momentos en que ya los editores y diseñadores trabajan calladamente con los originales del plan siguiente, los lectores especializados evalúan lo que será otro plan venidero y los comerciales revisan inventarios para determinar qué libros se han ido quedando de años anteriores, cuáles deben reimprimirse otra vez por su alta demanda, cuáles no se vendieron bien y llenan inventarios y a las puertas de la editorial llaman muchos que desean dar a conocer sus manuscritos con el sueño de ser leídos alguna vez y estar entre las manos de un niño.

Una editorial es como una gran colmena que nunca se detiene y en la cual unos entran y otros salen, y en la mente de todos se van entrecruzando títulos y títulos, planes y planes, autores y autores y todo tipo de historia que nos hace vivir, como diría Alejo Carpentier, varias vidas en el tiempo.

En su afán de satisfacer cada vez más a un amplio espectro de lectores, la Editorial Gente Nueva, que el próximo 31 de mayo arribará a sus 47 años, en el último lustro ha ido perfilando sus colecciones de modo tal que, sin abandonar su objeto social de editar libros para niños y jóvenes, sus ediciones sean cada vez más atractivas para la familia entera. Si otrora solo se publican o reimprimían aventuras y numerosos clásicos, sin abandonar esta línea, se ha ido actualizando el catálogo y también el concepto de que la buena literatura puede interesar a cualquiera por igual, independientemente de la edad que tenga y de su experiencia lectora.

Es por eso que, cada año, cuando viene la Feria Internacional del Libro, no son solo los niños y adolescentes, los lectores que buscan a Gente Nueva, entre las bóvedas de La Cabaña o en cualquier librería o puesto de venta del país. Con independencia de que muchos adultos gustan de la literatura para niños y de que otros la compran para sus hijos, sobrinos y nietos, ya el catálogo de esta veterana casa editorial atrae también a los mayores que encuentran allí obras para su deleite.

Pétalo es, por ejemplo, una colección de poesía amorosa para jóvenes que ha ido ganando prestigio ente sus seguidores, por lo riguroso de su catálogo y que este año reserva la selección de Amanda Calaña, su editora, El amor preeminente, de autores varios; también, Estas tardes de junio, Percy Alvarado; Oda a las constelaciones, Joel Mesa Falcón; Rayo de luz, otra selección de la editora de la colección y Veinte cartas de amor, Anelys Fundora y Julio Blanco.

La colección Veintiuno de narrativa contemporánea, que igual persiguen con ahínco numerosos autores jóvenes por sus propuestas transgresoras y de aire diferente, en la línea de mostrar que la LIJ  cubana y extranjera se mueve por otros cauces, se renueva este año con: Alicia, del avileño Yamil Ruíz, Cartas al cielo, obra de Teresa Cárdenas que mereciera el Premio de la Crítica; El caballero de la luna, de los villaclareños Rebeca Murga-Lorenzo Lunar; El derecho a la ternura, del venezolano Armando José Sequera; La casa en el árbol, de Bianca Pitzorno, la autora italiana nominada en el 2014 al Premio Andersen; La doncella y el unicornio, Luis Rafael Hernández; Las barcas de cristal hacia el infinito, obras de Lina Leiva que en su primera versión mereciera el Premio La Edad de Oro; Leidi Jámilton: El Libro, del holguinero Rubén Rodríguez; Nadie se ríe de Olivia, del matancero Néster Núñez; Violante, del villaclareño Geovannys Manso y Una motocicleta en la noche, del noruego Ragnar Hovland. Conflictos juveniles o generacionales, tramas atrevidas y nuevas formas de narrar, problemáticas de actualidad vigentes para cualquier sitio del planeta, mucha emoción y excelente técnica narrativa, de eso y más en Veintiuno, colección que según muchos, destaca como una propuesta editorial alternativa dentro de la propia tradición de Gente Nueva.

Para los amantes de géneros como la fantasía, ciencia-ficción y el policial o el terror, Ámbar trae en esta feria obras del atractivo de El disco de Troya, María García Esperón; El Vampiro, Maykel Reyes Leyva; Guerras de dragones. Historias del altipuerto, Varios; Historias de fantasmas, Charles Dickens; Korad, Leonardo Gala; La mano sin cuerpo, Fernando Vega Villasante; La voz del abismo, Yoss; Ojos de lagarto, Bernardo Fernández (Bef); Promesas de la tierra rota, Elaine Villar Madruga; El canto de fuego, Leonor Bravo y Cuentos raros y terroríficos, Selección de Alberto Garrandez. Vale decir que han hecho suya esta colección jóvenes narradores de ciencia ficción y fantasía heroica, que regalan cada año las más atractivas e interesantes propuestas.

Entre las ediciones más bellas de este año cabe destacar las obras premiadas en el 2012 con la Edad de Oro: el álbum ilustrado ¿Qué bicho es ese?, de Mayed Morera y Yahilis Fonseca; la novela Dimitri enamorado en el llano de las aguas luminosas, Arnaldo Muñoz Viquillón; la pieza teatral Divina titiritada, Ulises Rodríguez Febles y el poemario La novia de cuasimodo, Mildre Hernández.

Otra novedad de Gente Nueva es la hornada de minilibros realizados por el español Paco Bernal, que tributan un entrañable homenaje a los 5 héroes y fueron propuestos por el Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos (ICAP) e integran el proyecto Cinco palmas y un pincel: Volar es soñar, Sueño blanco, Gerardo y Cardenal, Pantumaca y El sol de la libertad.

Los diseñadores de Gente Nueva se crecieron con una hermosa serie de álbumes para colorear, creada para los más pequeños y que saldrá cada año con nuevas entregas, Canta conmigo. Para esta feria ya están impresos: Alánimo, El Señor Don Gato y Yo tenía diez perritos. Mientras que para la del 2015 se anuncian algunos como: Duérmete, mi niño, El barquito chiquitico, Estaba la Pájara Pinta, entre otros.

Respondiendo al éxito de las anteriores ediciones de textos que versionan ballets clásicos, Gente Nueva trae la adaptación de Giselle, justo al cumplirse el 70 aniversario del debut en este rol d la Prima Ballerina Assoluta Alicia Alonso. El año anterior fueron muy exitosas las recreaciones de El Cascanuces, de Alejandro Dumas (Hijo) y El lago de los cisnes, del redactor de estos apuntes. Para el 2014 se trabaja la edición de Coppelia, en versión de Ivette de la Fuente, El pájaro de fuego, Eldys Baratute y Dido abandonada, Gretel Avila, creadora de la colección Tesoro-Ballet. También se elabora el proyecto de otras series llamadas Tesoro-Ópera y Tesoro-Musical, para acercar a los niños y al público cubano en general a los clásicos del género.

Entre otros títulos, se presentarán por sus diversas colecciones, además de nuevas ediciones de El Cochero Azul y el esperado Había una vez, libros como: El fogoncito, María Stella Libanio y Frei Betto y El comienzo, la mitad, el fin, Frei Betto; los minilibros Abecedario del mar, Alma Flor Ada; Sofi: tu mirada, Liset Lantigua; Los guayacones, Juan Leyva Guerra; Jíbara, Ernesto Carralero; El alma verde, Zofia Beszczy?ska; así como El último viaje del Spring Coral, Enrique Cirules; En las entrañas del verano, Maurice Carême (presenta Ramón Luis Herrera, antologador); Breves estudios en torno a la soledad, Esther Suárez Durán; Los perros de mi vida, Ivette Vian Altarriba; Por un beso, Teresita Gómez Vallejo; Una isla en el tiempo, Liliana Bodoc; La casa ballena, Jorgelina Cerritos; El viejo Vasa, Ignacio Martínez; El caballo de Chuang Tzu y Benjamino, de la Premio Andersen 2012 María Teresa Andruetto; Guardianes de la noche, Pedro Hernández Herrera; La filatelia temática. Una puerta al conocimiento, José Raúl Lorenzo Sánchez; Los elementos químicos, Francisco Sanfiel; Marte, expedición al cuarto planeta, Bruno Enríquez/Eladio Miranda; Soles, planetas y peces, Alfonso Silva Lee; Árboles mambises, Dulce María Sotolongo; Epopeyas de niños patriotas, Calixto Castillo Tellez; José Martí: Una vida de amor y de aventura, Marlén A. Domínguez H.; Libreta de viaje, Roberto Valdés Martínez; Teatro Mambí para niños, Armando Morales (Ant.) y Versos sin dueño, de Dimas Juantorena, entre muchos otros.

Otros regalos para los niños serán los numerosos libros troquelados que publica Gente Nueva y que este año traen Pitirre, de Excilia Saldaña, ¿De qué árbol es tu casa?, de Omar Felipe Mauri, El mago Birimbinbín, Reinaldo Alvarez Lemus, Ramona se enamora, Yumié Rodríguez, Mi caballero, José Martí y Abuela luna, Raquel Arrinda, entre tantos más que forman las llamadas Ediciones Especiales, que no solo incentivan la lectura, sino el estudio, los conocimientos, el juego y la mejor distracción de las más pequeños de casa. Otras ediciones especiales preparadas por la editorial son los cuatro acordeones que en esta ocasión se dedican a textos de Nersys Felipe referidos a la historia patria: Zambilé, Viento indio, el niño y su isla, Niño y Palma.

La novela más reciente de Nersys Felipe, Pepe y la Chata, que aborda la infancia de José martí, entre sus padres y hermanas, es otra de las entregas de la editorial para esta Feria. También, un volumen de textos críticos sobre la vida y obra de Nersys Felipe, Cuando una violeta escribe, preparado por Eldys Baratute y José Raúl Fraguela.

Un libro inusual y quizás interesante para quienes deseen conocer los secretos, las razones y motivos escriturales de muchos de los autores cubanos para niños y adolescentes, es el volumen de entrevistas Los que escriben para niños se confiesan, compilado por el autor de esta nota.

En esta 23 Feria Internacional del Libro de La Habana, que desde el 13 al 23 de febrero se celebra en la capital y luego hasta el 9 de marzo en el resto de la isla, Gente Nueva tendrá el mismo protagonismo de otras ediciones, ganado por sus años de servicio a través de varias generaciones, en favor de la lectura. Nuestra colmena se volcará en su pabellón infantil, en la librería especializada El cochero Azul, en el encuentro teórico Niños, autores y libros. Una merienda de locos y en el homenaje a una grande de nuestras letras para la infancia: Nersys Felipe. Siempre con la divisa martiana de que “para los niños trabajamos porque los niños son los que saben querer” y esa es la razón de que la editorial busque en todos y cada uno de sus lectores esa niñez dormida allá muy adentro, que permite al ser humano despertarse cada nuevo amanecer y decirse, con un mismo y eterno asombro renovado: “Hoy pretendo hacer una buena obra y con ello descubriré lo más hermoso del mundo: el amor de un semejante, que es igual al brillo de una estrella apagada hace un milenio, pero cuya luz se enciende por siempre-jamás…”